Científicos y empresas de avistamiento de cetáceos muestran su preocupación por la práctica de maniobras militares en el Estrecho de Gibraltar.

Pego a continuación el texto de una nota de prensa que firman asociaciones y empresas de turismo activo y que suscribo por completo.

Científicos y empresas de avistamiento de cetáceos muestran su preocupación por la práctica de maniobras militares en el Estrecho de Gibraltar.

La zona, catalogada como reserva de la Biosfera, es área habitual de cachalotes, calderones comunes, delfines mulares y orcas, máxime durante esta época del año, especies que podrían verse muy perjudicadas por este tipo de prácticas.

Durante varios días de esta semana se han venido desarrollando maniobras militares en plena Reserva de la Biosfera Intercontinental del Mediterráneo Andalucía (España) – Marruecos en la que habitan varias especies de cetáceos, entre las que destacan los cachalotes, un mamífero marino que precisamente en esta época del año se ve con asiduidad en la zona donde se han llevado a cabo las maniobras, concretamente en las coordenadas 36 O4 0 Norte 005 26 0 Oeste 36 00 5 Norte 005 24.0 Oeste 35 57 5 Norte 005 34 5 Oeste y 36 00 0 Norte 005 36 Oeste entre las 9 de la mañana y las 12 durante los días 8 y 9 de mayo de 2008.

Desde el sector de avistamiento de cetáceos se entiende como una contradicción que se realicen maniobras militares en una zona en la que se cuenta con un Real Decreto de Protección de Cetáceos como el que recientemente ha entrado en vigor, la Ley de la Biodiversidad, la Directiva Hábitat europea de protección del delfín mular, o la recomendación de reducción de velocidad en el área del Estrecho, medidas con las que se quiere proteger la fauna marina de la zona, iniciativas muchas de ellas nacidas en el extinto Ministerio de Medio Ambiente.

En el caso de las orcas, hay que destacar que esta población, para la que recientemente un taller conjunto realizado por ACCOBAMS (Acuerdo Intergubernamental para la Conservación de los cetáceos del Mar Negro, Mar Mediterráneo y Océano Atlántico Contiguo), que España ha firmado y ratificado, y la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza), de la que la misma Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía forma parte, recomendó que fuese incluida en la categoría de en Peligro Crítico de Extinción, se ve además sometida por un fuerte estrés alimenticio debido a la sobre explotación del Atún Rojo.

Calderones comunes, delfines mulares, comunes y listados, cachalotes, la única población de orcas del sur de Europa, todas ellas son especies que residen o pasan temporadas en el Estrecho de Gibraltar, muchas de ellas con sus crías recién nacidas, y la temporada buena es precisamente la que ahora se inicia, por ello es más preocupante, si cabe, el hecho de efectuar maniobras militares de cualquier índole en este área durante esta época, ya que las consecuencias podrían ser muy negativas para estos animales. Asimismo, podría perjudicar a un importante tejido empresarial asentado en Tarifa, como es el de las empresas de avistamiento de cetáceos. Además, hay que señalar que no solamente son afectadas las especies de cetáceos, sino que también son afectadas diversas especies de peces con una importancia comercial muy elevada.

Durante esta semana, tras presenciar el enorme estruendo y sin saber exactamente a qué se debía, los barcos de avistamiento de cetáceos que han realizado sus salidas al mar han constatado un cambio en la zona habitual de distribución de las especies, algo que no suele pasar con frecuencia, y que puede no deberse a las maniobras, pero ha ocurrido.

Estudios en otras zonas con alta densidad en cetáceos y donde se realizan maniobras militares, como es el oeste de Escocia, han demostrado que este tipo de actividades podría resultar en impactos directos letales. Operadores de avistamiento de cetáceos de la zona observaron una disminución notable en el número de avistamientos durante la temporada de maniobras militares, lo que también puede repercutir a la larga en problemas alimenticios y reproductivos.

Además del riesgo de causar daños físicos directos, los disparos de proyectiles son el origen de sonidos importantes de frecuencia variable y de intensidad superiores a la media. Tales fuentes de ruido podrían causar daños auditivos a cetáceos a distancias de hasta varios kilómetros.

*Adjuntamos fotografía de las maniobras militares realizadas en aguas del Estrecho, concretamente a unas 4 millas al sur del Puerto de Tarifa. La foto se tomó el día 8 a las 10:11 a.m.

Crédito foto: Aurelio Morales.

Teléfonos de contacto:

CIRCE: Renaud de Stephanis 605 998 195
TURMARES: Ezequiel Andreu 600 667 061
FIRMM : Jörn Selling 676751 533
WHALE WATCH: Flor Bibbó 661 21 78 52

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *